Probióticos y patología gastrointestinal

Linea+ - ATamaño+ -
Probióticos y patología gastrointestinal
Los probióticos son microorganismos vivos, generalmente bacterias, que sobreviven al tránsito a través de las partes superiores del intestino, y particularmente al ambiente ácido del estómago, adhiriéndose y colonizando el intestino y alterando favorablemente el balance microbiano. La mayoría de los microorganismos utilizados como probióticos, son bacterias ácido lácticas, que como producto final de la fermentación de hidratos de carbono producen ácido láctico. Su consumo en cantidades suficientes puede ser beneficioso para la salud. Estos efectos beneficiosos han llevado al uso de bacterias probióticas en la producción de alimentos como productos lácteos (leche, queso, yogures…), alimentos infantiles, etc. Entre las bacterias lácticas, que encontramos con mayor frecuencia en los alimentos, se incluyen: lactobacilos, bifidobacterias, algunos estreptococos y otros cocos gram positivos; algunas levaduras son también utilizadas como probióticos. En ocasiones son añadidos a los alimentos junto a otros ingredientes funcionales, los prebióticos, ingredientes no digeribles -oligosacaridos- de los alimentos que benefician al huésped favoreciendo el crecimiento selectivo de un grupo de bacterias dentro del intestino beneficiosas para la salud. La unión de prebióticos y probióticos se denominan simbióticos -cultivos de bacterias vivas combinadas con prebióticos que facilitan la colonización del intestino por las bacterias probióticas, ya que mejoran la supervivencia y la implantación en el tracto intestinal-. Es importante recordar que, a pesar de la existencia de pruebas científicas sobre el beneficio del consumo de probióticos, dichos beneficios sólo pueden atribuirse a la cepa específica utilizada en cada trabajo. Esta es la razón por la que en los últimos años, estudios científicos se han centrado en investigar la capacidad de las distintas cepas de probióticos en la protección del organismo o en el tratamiento ciertas enfermedades. En el caso de Lactobacillus las cepas más corrientemente utilizadas como probióticos son L acidophillus, L caseii, L bulgaricus, L reuteri, L plantarum, LGG y Bifidobacterias como B Bifidum, B Longum, B breve, B infantil, B animalis (Moreno N y col, 2005). Entre los posibles efectos beneficiosos que pueden tener los probióticos sobre la salud encontramos: - Reducción de la incidencia o gravedad de las infecciones gastrointestinales. - Mejora de las defensas del organismo - Mejora de las funciones intestinales Para que estos efectos beneficiosos aparezcan y se mantengan es necesario que el consumo de bacterias probióticas se realice de forma regular, ya que estos probióticos no pasan a formar parte de la microflora intestinal (www.eufic.org, 2010).   Existen diversos mecanismos de acción mediante los cuales las bacterias probióticas producen estos efectos beneficiosos, entre los que podemos mencionar: - Producen sustancias antimicrobianas. - Compiten con bacterias patógenas por los nutrientes o por los puntos de unión en la pared intestinal. - Modulan el sistema inmunitario del huésped. En relación al primer efecto beneficioso mencionado, la reducción de la incidencia o la gravedad de las infecciones gastrointestinales, existe un gran interés en el estudio de la prevención de las diarreas agudas debido a la morbilidad y mortalidad causada por estas. Por ello se han diseñado distintos trabajos para observar el efecto de las sustancias probióticas sobre estas diarreas agudas. Bibliografía Eom T-H, Oh E-Y, Kim Y-H, Lee H-S, Yang PS, Kim D-U, et al. The therapeutic effect of Lactobacillus reuteri in acute diarrea in infants and toddlers. Korean J Pediatr. 2005;48:986-990. Eufic. “Bacterias probióticas -la investigación continúa”. http://www.eufic.org/article/es/nutricion/ alimentos-funcionales/artid/Bacterias-probioticasinvestigacion/ (consultado 2010). Moreno N, Barbella S, Moreno N, Castro C. Utilidad del uso de un probiótico en niños desnutridos tratados con antibióticos. VITAE Academia Biomédica Digital. Número 25, Octubre-Diciembre 2005. Saavedra JM, Bauman NA, Oung I, Perman JA, Yolken RH. Feeding of Bifidobacterium bifidum and Streptococcus thermophilus to infants in hospital for prevention of diarrhoea and shedding of rotavirus. Lancet. 2004 Oct 15;344(8929):1046-9. Shornikova AV, Casas IA, Isolauri E, Mykkänen H, Vesikari T. Lactobacillus reuteri as a therapeutic agent in acute diarrhea in young children J Pediatr Gastroenterol Nutr. 1997 Apr;24(4):399-404. Shornikova AV, Casas IA, Mykkänen H, Salo E, Vesikari T. Bacteriotherapy with Lactobacillus reuteri in rotavirus gastroenteritis Pediatr Infect Dis J. 1997 Dec;16(12):1103-7. ISSN: 2171-4819. Depósito legal: M-10522-210. Edita: Editorial Justim. Supervisión y coordinador científico: Dr. Angel Salvador Velasco.
MiniFen

Calendario

«

»

Lun
Mar
Mie
Jue
Vie
Sab
Dom

Nube de Tags

Anything in here will be replaced on browsers that support the canvas element

Instagram